nódulo materialista
los foros de nódulo
www.nodulo.org


La defensa de la Nación.
Ir a página Anterior  1, 2, 3, 4, 5, 6, 7, 8, 9  Siguiente
 
Este foro está bloqueado: no se puede publicar, responder, ni editar mensajes en este tema.   El tema está bloqueado: no pueden editarse ni agregar mensajes.    Índice del Foro los foros de nódulo -> España
Ver tema anterior :: Ver siguiente tema  
Autor Mensaje
Íñigo Ongay de Felipe



Registrado: 09 Oct 2003
Mensajes: 371
Ubicación: Bilbao

MensajePublicado: Mie Feb 15, 2006 7:42 pm    Título del mensaje: Responder citando

Estimados Contertulios:

Quisiera llamar la atención sobre un excelente comentario publicado en la web El Minuto Digital por nuestro contertulio y amigo José Manuel Rodríguez Pardo:

Cita:
¿EXISTE ESPAÑA?


Esta pregunta ha pasado de ser una obviedad a convertirse en el auténtico tema de nuestro tiempo. La Constitución de 1978 y su tolerancia hacia el nacionalismo fraccionario, incrementada dramáticamente por el actual gobierno socialista, nos ha llevado a una situación en la que la existencia de España es puesta en entredicho. Señala Gustavo Bueno en España no es un mito que la pregunta “¿Existe España?” puede formularse con dos entonaciones distintas, apelativa y representativa. La primera sería la propia de los nacionalistas, quienes aprovechando fondos públicos y sus propios gobiernos autonómicos y regionales, cuentan con un nutrido grupo de periodistas e intelectuales que ejercen el papel de mercenarios a sueldo, encargados de difundir su ideario separatista. No podemos poner mejor ejemplo de esta circunstancia que el diario catalán Avui, que descalificó a las madres de los militares españoles tildándolas de prostitutas; idéntico calificativo vertió otro mercenario, el actor Pepe Rubianes, sobre España en la televisión pública. Respecto a tales insultos, lo único que podemos desear es que la querella contra Rubianes presentada por la Fundación para la Defensa de la Nación Española fructifique y todo el peso de la ley caiga sobre este sujeto.

Sin embargo, tras estos groseros insultos proferidos contra España, tanto el diario Avui como Rubianes han entonado a regañadientes una disculpa, que a pesar de su nula sinceridad deja en evidencia su impotencia para cumplir sus objetivos. Pese a su deseo explícito de dejar de ser españoles, la realidad es demasiado tozuda y tienen que reconocer que ellos también lo son, al igual que el futbolista Oleguer tuvo que acudir a la llamada de la selección de España tras haber realizado poco antes campaña a favor de la selección catalana de fútbol. De hecho, nada parece irritarles más a los nacionalistas, ya sean vascos, catalanes, gallegos, asturianos, etc., que recordarles que sus respectivas nacionalidades no existen sin España.

La segunda entonación de la pregunta titular, la representativa, señala distintos presentes históricos en los que presuntamente España no existiría: por ejemplo, para quienes crean en la alianza de civilizaciones (como el presidente Zapatero), España desaparecería en 1492, cuando se produce la expulsión de judíos y musulmanes, esfumándose la denominada España de las Tres Culturas; para quienes defiendan la democracia como el valor más importante, España dejaría de existir en 1939 con la victoria franquista, para renacer con la muerte de Franco y la democracia actual. Pero quienes no comulguen con la alianza de civilizaciones verán que la España de las Tres Culturas jamás existió; basta ver la violencia y fanatismo islamista contra unas simples caricaturas de Mahoma para entender con claridad el “diálogo” que el Islam, que aún vive en el siglo XV, propuso tanto a judíos como a cristianos. Asimismo, quienes no comulguen con el fundamentalismo democrático, comprobarán que durante el franquismo se produjo la transformación de España en una de las economías más desarrolladas del mundo, gracias a la cual disfrutamos nuestro bienestar actual.

Frente a quienes tanto de forma apelativa como representativa niegan a España, podemos responder que España aún existe hoy, pues todavía hay quienes están dispuestos a defenderla, ya sea por vía dialéctica, como la Fundación para la Defensa de la Nación Española, o por medio de las armas, como el general Mena, quien siguiendo la tradición cervantiana que propugna la superioridad de las armas sobre las letras (las leyes) advirtió que sería necesario intervenir militarmente si el Estatuto de Cataluña sobrepasaba los límites constitucionales.


Volver arriba
Ver perfil del usuario Enviar mensaje privado
Pedro Insua Rodríguez



Registrado: 09 Oct 2003
Mensajes: 279
Ubicación: Madrid

MensajePublicado: Mie Feb 15, 2006 9:45 pm    Título del mensaje: Responder citando

Estupendo artículo, sí señor, y enhorabuena. Pues eso, da gusto leer a José Manuel cuando deja determinadas gaitas acerca no sé qué cosa del "positivismo" político -por decirlo rápidamente- propio del Psoe. Panda de necios es lo que son -y es que me ha dado por practicar la ironía y sutileza-: bobos, bobos....
Volver arriba
Ver perfil del usuario Enviar mensaje privado Enviar correo
J.M. Rodríguez Pardo



Registrado: 10 Oct 2003
Mensajes: 1423
Ubicación: Gijón (España)

MensajePublicado: Jue Feb 16, 2006 12:13 am    Título del mensaje: Agradecimiento Responder citando

Estimados amigos:

Agradezco los elogios de Íñigo y Pedro a mi persona. He de señalar que mis comentarios en Minuto Digital comenzarán con las siete preguntas formuladas por Gustavo Bueno en España no es un mito, y que la sección está pensada para que otros muchos puedan colaborar en ella, y no necesariamente sobre el problema de España, sino sobre otros muchos problemas filosóficos. Desde luego que en mi espacio pienso hablar no sólo del PSOE sino también de su oposición, el PP, embarcado en una extraña contradicción que se convierte en un lastre insalvable: Rajoy imparte lecciones en sus discursos sobre España señalando su existencia como nación ya en 1812, pero luego acude a las defensas públicas de la nación española para defender la constitución de 1978, que es la causante de los problemas. Desde luego que para desgracia nuestra la ambigüedad de la socialdemocracia española es también compartida por la democracia cristiana que representa el PP, y me parece esto mejor definición que el supuesto positivismo político (mejor oportunismo) del PSOE.

Un cordial saludo,
José Manuel Rodríguez Pardo.
Volver arriba
Ver perfil del usuario Enviar mensaje privado
José Mª Rodríguez Vega



Registrado: 11 Oct 2003
Mensajes: 1429

MensajePublicado: Jue Feb 16, 2006 7:45 am    Título del mensaje: Memoria histórica moruna. Responder citando

Yo también felicito muy efusivamente a Rodríguez Pardo, pero he tratado de encontrar en el http://www.minutodigital.com/opinion/rodriguezpardo1.htm y me ha costado lo mío. El link que nuestros contertulios parecen tener pereza por meter es este que aquí pongo. Si ahí quitamos el “1” y ponemos el “2”, tenemos el segundo artículo de Pardo: http://www.minutodigital.com/opinion/rodriguezpardo2.htm .

Para la próxima a ver si facilitan el link, que tanto no cuesta, digo yo.

Y como ya sabemos lo mucho que defienden a la Nación nuestras izquierdas divinas, vean ahí mismo, en como paulatinamente nos convierten al mahometismo y poco a poco vacían nuestra identidad nacional, en como nuestra memoria histórica está cada día más ciega y coja debido al afeminamiento y mariconería antipatriota de estas gentuzas:
..............
Memoria histórica

LA IZQUIERDA Y LOS NACIONALISTAS PRESCINDEN DEL ESCUDO DE ARAGÓN EN LAS CORTES
Minuto Digital: 14.02.2006

El nuevo período de sesiones en las Cortes de Aragón se ha abierto sin el escudo oficial que las ha presidido desde 1983. En su lugar, se ha colgado una modernísima escultura. Varios musulmanes habían pedido hace dos años la supresión del cuartel con cuatro cabezas de moros cortadas, que consideraban ofensivo.

La izquierda que quiere recuperar la ‘memoria histórica’ de las víctimas del franquismo y los nacionalistas que enaltecen la identidad nacional aragonesa lo han conseguido. Las Cortes de Aragón han comenzado el nuevo período de sesiones con una fea escultura en honor al parlamentarismo en el lugar que ocupaba un tapiz con el escudo regional. La obra nueva ha costado 122.000 euros.

Tanto el PSOE e Izquierda Unida, como la Chunta Aragonesista y el PAR, aprobaron el cambio del símbolo que preside las Cortes. Sólo el PP se opuso. El presidente regional del PP, Gustavo Alcalde, dijo: “No entiendo cómo una escultura moderna puede sustituir a nuestro escudo, que tiene más de 500 años”.

Los representantes de los demás partidos han insistido en que sólo se ha cambiado el escudo de sitio. Sin embargo, esta decisión se produce después de una polémica en el otoño de 2004 que comenzó con la petición por una comunidad mahometana para eliminar del escudo regional los símbolos violentos; en octubre el Gobierno presidido por el socialista Marcelino Iglesias reconoció que estudiaba la reforma heráldica. Uno de los cuarteles del escudo tiene una cruz de San Jorge con cuatro cabezas de reyes moro, que conmemoran la reconquista de la ciudad de Huesca en el siglo XI.

El secretario general de la Unión de Comunidades Islámicas en España, Riay Tatary, se mostró a favor de la supresión de esas cabezas, "si no tiene repercusión social -y creo que no la tiene-, porque es positivo y favorece la convivencia en la Comunidad de Aragón".

Durante la polémica, el socialista Marcelino Iglesias explicó su postura con las siguientes palabras: "Es algo que nos concierne a todos por sensibilidad, y más teniendo en cuenta el fenómeno de la inmigración que necesitamos integrar y favorecer para beneficiar a todos los aragoneses".

En http://www.minutodigital.com/noticias/2177.htm

¡Viva Santiago Matamoros! ¡Santiago y cierra España!
Volver arriba
Ver perfil del usuario Enviar mensaje privado Enviar correo MSN Messenger
J.M. Rodríguez Pardo



Registrado: 10 Oct 2003
Mensajes: 1423
Ubicación: Gijón (España)

MensajePublicado: Jue Feb 16, 2006 3:34 pm    Título del mensaje: El PP y el Estatuto valenciano Responder citando

Estimados amigos:

Para seguir con nuestro debate aquí dejo una crítica realizada al PP en Minuto Digital por la reforma del Estatuto Valenciano, que al parecer no está tan lejos del famoso Estatuto Catalán.

Un cordial saludo,
José Manuel Rodríguez Pardo.

Cita:
EL BIEN POSIBLE

El Estatuto de Valencia y la incoherencia popular


Mientras el Estatuto de Cataluña aguarda, tras el pacto secreto PSOE-CiU, su paso por el trámite parlamentario, el Estatuto de Valencia, pactado por el PSOE y el PP, sale aprobado de la Comisión Constitucional que preside Alfonso Guerra. Lo que ha supuesto el Estatuto de Cataluña, en realidad una Constitución encubierta, ha hecho pasar desapercibido lo que supondrá en la práctica el Estatuto de Valencia.

Quiere la casualidad que haya llegado a mis manos un documento del Partido Popular donde se comparan ambos estatutos. Está realizado con la intención de dejar constancia de las ventajas de la propuesta popular, pactada con el PSOE, frente a la propuesta nacionalista también pactada entre éstos y el PSOE. Resulta evidente que, en los estrategas del Partido Popular, han hecho mella las denuncias que Alternativa Española ha mantenido, prácticamente en solitario, sobre el alcance real del Estatuto de Valencia y la identidad, en la letra o en la aspiración, que existe en aspectos significativos de ambas propuestas. De ahí que, ahora, se trate de marcar distancias teóricas entre ambos documentos.

Resulta evidente que la Comunidad Autónoma de Valencia no se declara nación, porque no podía pasar directamente de Autonomía a Nación y se ha conformado, como paso previo, con la elevación a la categoría de nacionalidad histórica; también resulta evidente que no incluye, como el Estatuto Catalán, una declaración de derechos que, además, no están en consonancia con el texto constitucional; resulta evidente que existe una diferencia terminológica entre el tratamiento que se da al idioma en uno y otro Estatuto, algo que, sin embargo, no se puede desvincular de la distinta situación lingüística que existe entre Cataluña y Valencia; resulta evidente la distancia teórica entre los modelos de financiación que incluyen ambos estatutos. Todo esto es cierto, pero… El Estatuto de Valencia diseña una estructura elástica en materia de Justicia y Hacienda, una estructura pensada para adaptarse a la futurible Agencia Tributaria propia, aunque crea un sistema tributario propio, o a la creación de una estructura judicial particular, todo ello no muy distante del modelo catalán.

Tienen razón los estrategas del Partido Popular en su argumentación si nos atenemos a lo que exponen. La realidad adquiere otra tonalidad si analizamos el Estatuto, además de lo dicho, a la luz de dos elementos a mi juicio definitorios: la cláusula Camps y la política lingüística.

La denominada cláusula Camps (es decir incluida a instancias del Partido Popular), que supone la inmediata aplicación de cuantas medidas de mejora de autogobierno se aprueben en las demás reformas autonómicas, anula, de hecho, cualquier diferencia con el Estatuto Catalán que finalmente sea aprobado, lo que, evidentemente acaba igualándolos. Cláusula que, por sus consecuencias, introduce indirectamente la fórmula del blindaje de competencias lo que es radicalmente inconstitucional.

El segundo elemento, la política lingüística, es aún más clarificador. El nivel de inmersión lingüística es muy distinto entre Valencia y Cataluña. Tanto en Valencia como en Cataluña el volumen de población cuya lengua materna y vehicular es el castellano es inmenso; es más, en el caso valenciano amplias zonas de la Comunidad han sido siempre castellano-hablantes. El Estatuto de Valencia supone un paso más en el camino hacia la inmersión lingüística impuesta, siguiendo el modelo catalán, y hacia la eliminación de la posibilidad de utilizar el castellano como lengua vehicular. Con el Estatuto Valenciano en la mano, con su aplicación y desarrollo, lo que se va a producir es la imposición lingüística y la marginación del castellano-hablantes, al igual que ha sucedido en Cataluña. Naturalmente, como en el caso catalán, la imposición será progresiva, teniendo su base en la creación en la práctica de un único modelo de enseñanza. Modelo en el que la lengua vehicular no será la elegida por los padres sino impuesta por la Comunidad.

Queda un último aspecto que no quisiera dejar de señalar. El Estatuto de Valencia ha estado a punto de naufragar por el enfrentamiento entre el Partido Popular y el Partido Socialista. El socialismo introdujo, a última hora, una serie de propuestas evidentemente sugeridas por sus socios nacionalistas. Según parece, también a última hora, el Partido Popular las ha aceptado para sacar adelante el Estatuto. Estas propuestas constituyen una traición a Valencia porque se han hecho exclusivamente para que en esa Comunidad Autónoma florezca un nacionalismo-independentista, inexistentes en la actualidad, vinculado ideológica y políticamente a ERC.

En cualquier caso de lo que no cabe duda es que la reforma del Estatuto Valenciano no se ha promovido por el PP para hacer más España, sino todo lo contrario; el Estatuto no sirve para hacer cumplir el articulo 149 de la Constitución reconduciendo las competencias a lo previsto en el articulo 148 del mismo texto legal, sino todo lo contrario para alcanzar más cuota de autogobierno; el Estatuto Valenciano, con la connivencia del PP, es un paso más en las equivocaciones que se han puesto de manifiesto en el actual sistema de las autonomías, alfa y omega del actual proceso de secesión que atraviesa España.

El Estatuto de Valencia es, en pocas líneas, una demostración palpable de la incoherencia del Partido Popular. Un partido que, por un lado, pide la paralización del proceso reformista, pero que, al mismo tiempo, no pone freno a la propuesta propia. Incoherencia cuando se exige al gobierno que detenga el proceso y siga las recomendaciones del Consejo de Estado, definiendo constitucionalmente, de forma previa, las competencias y subsanando el error constitucional de 1978, pero, al mismo tiempo, no es capaz, porque carece de valor político, de dar ejemplo paralizando su propia propuesta y no dando alas a otras como la que se anuncia en Galicia con colaboración popular incluida. Pero eso sí, PSOE y PP se muestran altamente satisfechos del acuerdo; el Partido Popular lo presenta como el modelo de su propuesta de reforma autonómica y el portavoz popular asegura que es “un pacto ejemplar que permitirá el progreso que necesitamos los valencianos”. Todo ello cuando cualquier elevación de barreras y empequeñecimiento se convierte en un contrasentido, en una barrera para el progreso.

Sr. Rajoy el clamor popular se lo demanda, en un acto de coherencia retire el proyecto de Estatuto Valenciano, lo que toca ahora es lo contrario, es necesario que termine con la actual oposición mediocre y abogue usted y su partido, con gallardía y patriotismo, por una reforma estatutaria que blinde a Valencia para España y de esta forma convertirla en una norma integradora de la Unidad de España.

Rafael López-Dieguez Gamoneda
Volver arriba
Ver perfil del usuario Enviar mensaje privado
Antonio Sánchez Martínez



Registrado: 26 Oct 2003
Mensajes: 339
Ubicación: Rivas Vaciamadrid (España)

MensajePublicado: Jue Feb 16, 2006 7:41 pm    Título del mensaje: España depende del Materialismo Filosófico Hispano Responder citando

Ya hemos visto que el PP no es la solución de nada.
En el franquismo se dieron dos corrientes de falangismo después del fracaso de las potencias del Eje en la II Guerra Mundial, las llamadas por Santos Juliá “excluyente” (que, al principio, no quería ninguna reconciliación) y la “comprensiva” (que buscaba una síntesis entre los vencedores y los vencidos). Pero ambas corrientes tienen grandes flaquezas “teóricas”, y de ahí su incapacidad para articular una idea de España razonable.
La primera corriente derivó hacia la “tecnocracia”, capitaneada por el Opus, hacia un liberalismo que dio demasiado poder a la Iglesia (hasta el punto de rechazar cualquier doctrina atea, confundiendo a Ortega con Unamuno), a pesar de que pretendía estar por encima de las disputas ideológicas para centrarse en la capitalización del país.
La segunda corriente, sobre todo después de la caída de Ruiz Giménez como ministro de Educación, se hizo abiertamente hostil al régimen y, “de repente”, descubrió que era “demócrata”, por lo que no puso reparos (Laín, Tovar, Ridruejo, etc.) en llegar a todo tipo de coaliciones con los enemigos del franquismo (comunistas, socialistas, etc.). Aunque estos pardillos pretendían asimilar al que otrora fuera su enemigo (practicar el canibalismo con los vencidos, como dijo Ridruejo metafóricamente), sin embargo dicha asimilación no fue posible dada la impotencia de los conversores. Los que debían ser convertidos fueron como un veneno indigerible para los caníbales de pacotilla, y todos acabaron sintiéndose continuadores de la “democracia” de la II República y sus ideólogos panfilistas (especialmente los ligados a la I.L.E. y la masonería…). Los marxistas apenas tenían peso, y aunque hacían mucho ruido, tampoco supieron asumir a España como plataforma de sus proyectos políticos. Más aún: después de la caída de la URSS la mayoría se ha unido a esta corriente panfilista.
Es decir, a España no ha habido quien la defendiera con suficiente prudencia en los últimos años. En unos casos por culpa del excesivo peso concedido a la metafísica católica dogmática (a pesar de la paulatina pérdida de poder de la Iglesia, según se plegaba el régimen al capitalismo useño) y la exagerada confianza depositada en que con las barrigas llenas no habría desagradecidos hacia lo que supuso el régimen (Franco se pasó de listo creyendo que todo estaba atado por el aumento de las clases medias). Y en otros por culpa de la no menos absurda metafísica panfilista (muy bien representada por Aranguren, Adela Cortina, etc.).
Los excluyentes no fueron suficientemente fuertes frente a los comprensivos, y éstos se plegaron paulatinamente a los enemigos del régimen. La Transición es la historia de estas debilidades y claudicaciones por impotencia para comprender la identidad y unidad de España

Es necesario romper con las dos tendencias básicas anteriormente mencionadas (representadas sobre todo en el PP y en el PSOE respectivamente) si queremos que España persista a medio y largo plazo. Es preciso dominar tanto a los católicos eclesiales como a los pánfilos sectarios. Sólo así podremos hacer frente a nuestros enemigos externos e internos. Es preciso que el Materialismo Filosófico Hispano demuestre su poder. España depende, en gran medida, de ello.
Ni al Islam ni a los nacionalistas se les puede combatir, hoy día, desde el catolicismo dogmático tal cual (a pesar de que su racionalismo es mucho mayor que el de la secta de Mahoma). Mucho menos se les puede hacer frente desde el panfilismo que “tolera” todo tipo de estupidez por mucho que nos debilite (o precisamente porque nos debilita, identificando a España con el catolicismo dogmático tal cual y renegando de la misma…). Sólo desde el Materialismo Filosófico podremos (si es que podemos) reivindicar y reasumir la historia de España con vistas a fortalecer nuestro peso relativo en el mundo.
Ninguno de los dos partidos dominantes en la partitocracia actual tiene fuerzas efectivas para sostener a España, por lo que ambos contribuyen a que España caiga presa de nuestros enemigos a pesar de su confianza en “la democracia”. Ninguno de los dos se atreve a decir y hacer lo que se debe, empezando por reconocer que no es “la democracia” la atacada, sino España. Y es que el principal problema de España es “la democracia”, el “fundamentalismo democrático” en el que muchos confían absurdamente para resolver todos los problemas, menospreciando la plataforma política que nos ha permitido ser lo que somos hasta ahora. La cuestión es que “ser español” implica muchos riesgos que muy pocos parecen estar dispuestos a asumir en nuestros días. No se dan cuenta (o no se quieren dar cuenta, mientras les vaya bien) de que ser persona conlleva asumir empresas racionales y universales. De otra forma serán otros (como los países islámicos) los que nos tomen la delantera, con proyectos cuya irracionalidad es evidente, a pesar de su universalidad.
Volver arriba
Ver perfil del usuario Enviar mensaje privado
Joaquín Robles López



Registrado: 18 Oct 2003
Mensajes: 275
Ubicación: Caravaca (España)

MensajePublicado: Vie Feb 17, 2006 8:31 pm    Título del mensaje: artículo de Ezquerra (Iñaki) Responder citando

Ahí va. Pues sí: que se sienten en el pupitre. Eso es.
Cita:
Por qué 'por la unidad de España'?
Iñaki Ezkerra, escritor y portavoz del Foro Ermua

El Correo, 17 de febrero de 2006

El Foro Ermua ha convocado una concentración para este sábado a las doce y media en la plaza bilbaína de Moyúa con el fin de leer públicamente el manifiesto 'Por la unidad de España, por la igualdad y la solidaridad de todos los españoles'. Aunque los motivos para convocar un acto así resultan más que obvios en un contexto político -como el que vivimos- marcado por la subasta estatutaria en la que los nacionalismos catalán y vasco pujan con temerario entusiasmo y donde los gritos al alza se confunden con los órdagos, que -como bien se sabe- son de otro juego distinto, habrá todavía quien se pregunte por la necesidad de dicha movilización. ¿Y por qué 'por la unidad de España'? ¿Hay una amenaza real de división de nuestra nación? ¿Estaremos incurriendo en el catastrofismo del que nos acusan los nacionalistas, que son por otra parte y curiosamente los mayores catastrofistas del mundo pues todas sus reclamaciones se formulan desde el alarmista e injustificado miedo a perder hoy sus señas de identidad como su pureza sanguínea ayer?



Para empezar, conviene dejar claro que la necesidad de concentrarse por una causa, cualquier causa, no es sinónimo de discurso catastrofista. Con ese argumento quedaría invalidada toda la vida democrática. Nada podría reclamarse por miedo a ese sambenito. A esto hay que añadir la puntualización de que el catastrofismo no es un mal absoluto aunque Zapatero haya hecho de él un híbrido entre fantasma de tabú y muñeco de budú. Porque hay cosas tanto o más graves que el catastrofismo como es la irresponsabilidad. En España quizá haya en efecto un superavit de alarmistas (los nacionalistas, como digo, sin ir más lejos) pero asimismo un excedente tan alto de optimistas que también son como para echarse a temblar. Uno tiembla en efecto cuando se percata de que ese optimismo no está muy racionalizado y se resuelve frívolamente en dos tesis tan opuestas como frágiles. Los optimistas unas veces argumentan que 'los nacionalistas no desean romper España' y otras que 'si los nacionalistas desean romper España ya habrá previsto la adecuada táctica Zapatero para detenerlos'. Uno por otro, los optimistas dejan la casa de las incertidumbres y los disparates sin barrer.



Para acudir a la concentración del Foro Ermua por la unidad de España, la igualdad y la solidaridad de todos los españoles tendría que bastar una sola razón: que defender esa idea democrática -tan democrática como que sobre ella se asienta nuestro propio sistema de libertades- es hoy un asombroso motivo de descalificación y persecución en el País Vasco. Además de los que son capaces de asesinar están los que acosan y tergiversan, los que identifican infantilmente a España y a quien se siente a gusto en ella con el fascismo o el franquismo. Esto es, aparte de moneda común en los medios sociales y los de comunicación controlados por el nacionalismo, un ridículo despropósito porque España es el proyecto en el que ya estamos instalados mal que les pese a los nacionalistas y eso equivaldría a decir que hoy vivimos en un régimen semejante al de Mussolini o al de Franco. De tanto que se usan gratuitamente las palabras 'franquista' y 'fascista' se han devaluado en Euskadi. Hace unos días me bastó oír la retransmisión en la ETB 1 del último partido de fútbol jugado en San Mamés entre el Athletic y el Real Madrid para cazar al vuelo entre las voces del público unos insultos dirigidos al equipo visitante que llegaban al delirio: '¿hijoputa, fascista, español!'. Mucho me temo que el mundo de la política y el del fútbol adolecen de la misma falta de rigor terminológico al calificar al adversario. En Euskadi el fútbol se politiza y la política se futboliza. Las descalificaciones que se oyen en el debate político contra los que defendemos la España constitucional distan a menudo muy poco en confusión léxica y en simplismo semántico-ideológico de los grititos del clásico hincha energúmeno de la Catedral.



Quien no esté dispuesto a dar cuentas del estanco o de la lotería o de la alcaldía de pueblo que regentó en el franquismo y que constituirían un gran material políticamente esclarecedor, que se siente en el pupitre por favor para aprender cómo puede existir un espacio cívico e ideológico de defensa de la unidad de España sin incurrir en la perversión franquista ni en la nacionalista siquiera. En un discurso que recupere ese espacio legítimo está ahora trabajando el Foro Ermua. Hablo del mismo espacio en el que se movieron Azaña, Prieto, Unamuno, Ortega, Giner de los Ríos y hoy Gustavo Bueno, que estará en la concentración de Moyúa. Hablo de la España que cantaron y nombraron sin complejos Cernuda y Blas de Otero así como los tres poetas del martirio: Hernández, Lorca y Machado. Hablo de ese mismo espacio que generó o regeneró la Transición y que es el que acota no Franco sino las Cortes de Cádiz. La unidad de España está antes profundamente ligada a toda nuestra tradición liberal, ilustrada y republicana que a una Dictadura que por mucha unidad que proclamara no sólo dividió España sino también a los españoles.



Nuestro objetivo no es defender una patria esencialista como la de Arana para los vascos, sino una realidad tangible para el individuo, para todos los españoles como ciudadanos y sujetos de derecho que somos; la realidad garantizada por la Constitución del 78, que nos ha dado un progreso y una libertad sin precedentes. Nuestro objetivo no es hacer catastrofismo aunque tampoco -obviamente- optimismo oscurantista. Es decir, en voz clara y alta, que nos sentimos bien en la España constitucional, que valoramos sus éxitos que han cambiado en treinta años nuestras vidas de un modo insólito y que estamos realmente hartos de que los nacionalistas lleven esos mismos treinta años cuestionando agresivamente ese proyecto cumplido y real de libertad y progreso, o sea negando lo evidente. Ellos son los que recurren al catastrofismo y al falso victimismo para legitimar su proyecto irreal. El nacionalismo vasco nos quita Andalucía, nos quita Cataluña, nos quita Madrid, nos quita Valencia, nos quita España para darnos a cambio lo que ya tenemos: Euskadi. Y eso nos parece entre otras cosas un mal negocio. ¿Tan raro es que no nos guste ese mal negocio y que queramos decirlo en la plaza que ocupan todos los fines de semana impunemente los enemigos de la democracia?



Volver arriba
Ver perfil del usuario Enviar mensaje privado
Joaquín Robles López



Registrado: 18 Oct 2003
Mensajes: 275
Ubicación: Caravaca (España)

MensajePublicado: Sab Feb 18, 2006 10:16 am    Título del mensaje: "sesgados"..ajjjjj Responder citando

El inefable ZP, prodigio de táctica y "extrategia" según algunos, dijo, en el homenaje a Fco.Tomás y Valiente que "la violencia ha SESGADO ya muchas vidas" y que es el momento de "No SESGAR el proceso de paz". ¡Ole tus cojones ZP, lumbrera patria!. Ya saben Vds: el próximo himno de la "Federación Expañola Catalanizada" sera "ELS SESGADORS".
Lo dijo Insua:
Cita:
Panda de necios es lo que son -y es que me ha dado por practicar la ironía y sutileza-: bobos, bobos....

Más tonto imposible. ¡La virgen!
Volver arriba
Ver perfil del usuario Enviar mensaje privado
Antonio Sánchez Martínez



Registrado: 26 Oct 2003
Mensajes: 339
Ubicación: Rivas Vaciamadrid (España)

MensajePublicado: Lun Feb 20, 2006 7:29 pm    Título del mensaje: El formalismo traidor de ZP y sus secuaces Responder citando

Para todos los que aún pudieran tener dudas sobre el “talante” resentido y vengativo de Zapatero, merece la pena que se enteren de lo que contestó a la madre de Irene Villa (víctima del terrorismo de ETA) cuando dijo al presidente que “que se pusiera en mi lugar”

Nuestro presi le contestó, sin más, lo siguiente: 'Estoy ya en tu lugar porque a mí me han matado a mi abuelo'".
En Libertad Digital de hoy también se dice lo siguiente:

Según el relato de González, vicepresidenta de la Fundación de Víctimas del Terrorismo, después de esa afirmación del presidente, "él trató de justificarse" afirmando que "su abuela se quedó muy sola y que a él le daba mucha pena porque no llegó a conocer a su abuelo".


Está claro que nuestro presi considera que ETA no es una banda terrorista sin más. O, mejor dicho, considera que su “lucha”, su terror, está justificado. Y eso, sin duda, se debe a que considera que España es un puro mito (una invención sin sustancia…) defendido en el siglo XX por los franquistas, por los vencedores de la guerra civil, por los que mataron a su abuelo. ¿Cómo puede representar a España alguien que dice que su patria es la libertad, y que está cediendo nuestro patrimonio a todo postor que se considere antiespañol?
Nuestro presi no puede despreciar el terrorismo de ETA porque lo considera en sus fines tan justo, o más, que el que él supone que los “nacionales” utilizaron con su abuelo, confundiendo, además, la guerra con el terrorismo, y mezclando sus tipos. Pero en la guerra se enfrentaron dos grupos políticos que, en principio, no luchaban contra España, y ninguno de ellos se plegó al otro, aunque en su desarrollo también hubiera episodios de terrorismo… Pero viendo la interpretación de la identidad y la unidad de España que tienen personajes como ZP, cada vez estamos más convencidos de que los nietos de muchos de los “perdedores” de la guerra civil quieren muy poco a España, aunque digan (con supina ignorancia) que aman al “pueblo” español, o al “proletariado” español…

En nuestro inefable ZP no sólo hay resentimiento, odio y venganza (a pesar de la mueca de sonrisa que intenta mantener en su cara, que a este paso más le valdría pintársela como los payasos), sino que en su persona sobre todo destacan sus dotes intelectuales para la política, muy apropiada para un país de aborregados satisfechos y despreocupados. Su insistencia en decir que él nunca fue desleal con el PP en la lucha antiterrorista, como ya hemos comentado en estos foros, es la manifestación más palpable del “formalismo” ambivalente y ambiguo del que se vale ZP para confundir y engañar a los españoles (que se dejen engañar). Hasta Rosa Díez no aguanta ya tanta infamia y traición (ver El Mundo de hoy). Porque de eso se trata, de Alta Traición para con los españoles.
En El Mundo de ayer (pág. 8) se volvía a decir: <<El PSOE insta a las fuerzas democráticas a seguir unidas>>. Pero, unidas “¿para qué?” ¿para acabar con España como ahora intenta hacer el PSOE de ZP y sus apoltronados lacayos? La misma Rosa Díez es la que le recuerda a ZP que ella le apoyó en el pacto que dio lugar a la Ley de Partidos… contra ETA y su entorno. Pero ahora los “contenidos” de dicho pacto no parecen los mismos para ZP, sino todo lo contrario. Por eso pedir unidad cuando quien pactó con uno resulta que le traiciona (uniéndose a los antiguos enemigos –ETA-) es el colmo del cinismo, la hipocresía, la desvergüenza y la traición. Y todo ello encubierto por un formalismo que todo lo confunde. Y aún se atreven a decir los dirigentes del PSOE que es el PP el que crispa la situación por utilizar la lucha antiterrorista en un sentido determinado (contra el PSOE). Sólo faltaba que se uniera a él de una manera más evidente (pues los hay que siguen, en el fondo, la misma política) para acabar cuanto antes con España…


Por cierto, en dicho diario se hacía eco Martín Prieto del último libro de Bueno (pág. 4).
Volver arriba
Ver perfil del usuario Enviar mensaje privado
Antonio Romero Ysern



Registrado: 12 Oct 2003
Mensajes: 386
Ubicación: Aracena (España)

MensajePublicado: Mar Feb 21, 2006 5:27 pm    Título del mensaje: Arcadio Espada sobre el asunto Responder citando

Estimados amigos:

Creo que merece la pena leer lo que, sobre el asunto, escibe Arcadio Espada. Un saludo:

La madre de Irene Villa cuenta hoy en el programa de Carlos Herrera parte de la conversación que mantuvo la otra tarde con el presidente Zapatero. La madre le había dicho siempre a su hija amputada que si no las piernas, la sostendrían siempre la justicia y los políticos encargados de diseñarla. Se preguntaba retóricamente la madre, y se lo preguntaba al presidente, qué iba a decirle ahora que a su hija no sólo le fallaban las piernas. En ese instante, el presidente intervino: “Te comprendo muy bien, porque a mí también me fusilaron al abuelo.” Es (casi) estúpido ensañarse con el presidente por este comentario. Formalmente, no va más allá de la pueril descortesía que muestra aquel al que le dices que estás con gripe y te interrumpe diciendo que hace dos años cogió una, que ésa sí fue terrible. Pero el comentario es riquísimo desde otro punto de vista, que enlaza, además, con esa paz sin vencedores ni vencidos (resultado de una guerra) que quieren los socialistas realmente existentes. Es obvio (y duelen los ojos: y me duele la inteligencia por no haberme dado cuenta hasta ahora) que el Adolescente ve el asunto vasco como un coletazo de la guerra civil. Es más: como la superación definitiva de la guerra civil. La superación (inútil es subrayarlo) queda a su cargo. El presidente/nieto cierra la última herida. No sólo se explicaría a partir de ello la sorprendente vanidad de sus movimientos públicos y privados. Sino algo más grave: el convencimiento de que esta última guerra han de ganarla los otros. Aunque sea un poquito. Para que el ansia infinita de paz (de una auténtica paz cosida a través del tiempo) finalmente reine.
Volver arriba
Ver perfil del usuario Enviar mensaje privado
Antonio Sánchez Martínez



Registrado: 26 Oct 2003
Mensajes: 339
Ubicación: Rivas Vaciamadrid (España)

MensajePublicado: Mar Feb 21, 2006 7:56 pm    Título del mensaje: ¿Arcadio Espada rectifica? Responder citando

La verdad es que este Arcadio Espada me deja perplejo, porque no parece el mismo que salió en defensa de Enrique Moradiellos contra Pío Moa (a partir de la polémica que iniciaron en Revista de Libros y luego continuó en El Catoblepas). Pero mucho me temo que este Arcadio no rectificará como es debido, a pesar de las claras muestras de “frentepopulismo” que hay en ZP. De todas formas, me alegra mucho que algunos empiecen a abrir los ojos, aunque sea mínimamente. El problema, me temo, es que no están acostumbrados a ver la luz (como en el Mito de la Caverna). Aún les hace mucho daño, y a la mínima vuelven a las andadas de la caverna.
Volver arriba
Ver perfil del usuario Enviar mensaje privado
Antonio Sánchez Martínez



Registrado: 26 Oct 2003
Mensajes: 339
Ubicación: Rivas Vaciamadrid (España)

MensajePublicado: Mar Feb 21, 2006 9:40 pm    Título del mensaje: Peces Barba y su misión Responder citando

Por cierto, para quien tuviera dudas sobre la función del Alto Comisionado para las Víctimas del Terrorismo (del 11 M) ya sabe a qué atenerse. Las últimas declaraciones de nuestro Alicio Maravillas ponen de manifiesto su "talante": Peces Barba ha cumplido la misión, sobre todo, de hacer frente a la AVT, a la Asociación de Víctimas del Terrorismo que se fundó para atender a las víctimas de ETA. Este Gobierno frentepopulista (“todos frente al PP”) no ha buscado tanto defender a las víctimas del 11 M (cuya verdad sobre dicho atentado intenta ocultar a toda costa), sino menoscabar a las víctimas de ETA. Las víctimas del 11 M aún creen que son víctimas de las decisiones de Aznar por la guerra de Iraq (mensaje que intenta asentar el gobierno actual por todos los medios), pero no se dan cuenta de que, sobre todo, lo son por ser “infieles” del Islam… Sobre la posible complicidad de algunos dirigentes del PSOE con ETA para desplazar al PP del Gobierno aún no podemos aseverar nada con seguridad…
Volver arriba
Ver perfil del usuario Enviar mensaje privado
Íñigo Ongay de Felipe



Registrado: 09 Oct 2003
Mensajes: 371
Ubicación: Bilbao

MensajePublicado: Mie Feb 22, 2006 11:06 am    Título del mensaje: Responder citando

Estimados Amigos:

Cuelgo aquí una nueva entrega de Jose Manuel en su sección "Ágora" en El Minuto Digital

Cita:
¿Desde cuándo existe España?


Es muy habitual escuchar la sentencia de Ortega y Gasset, tan famosa como errónea: «Castilla ha hecho a España y Castilla la ha deshecho», suponiendo que el resto son partes postizas y periféricas de una España que decaería junto a Castilla durante el siglo XVII y que daría paso a su descuartizamiento definitivo. Pero para existir España ha tenido que sufrir un proceso de unificación previo a su presunta castellanización: ¿de dónde viene Castilla? La Hispania que era provincia del Imperio Romano, aun sin ser formalmente España, ya determina una unidad que con la caída del Imperio Romano se convertirá en un Estado visigodo cuya identidad es cristiana, la de la Iglesia católica. Gustavo Bueno ha señalado este origen y su desarrollo en varias de sus obras, como España frente a Europa o España no es un mito.

Con la invasión musulmana del año 711 la identidad católica sigue existiendo, pero la unidad quedó fragmentada en varias partes. En esta coyuntura es habitual citar la teoría de los cinco reinos que Ramón Menéndez Pidal y en cierta medida Claudio Sánchez Albornoz han defendido, donde cinco unidades independientes (Castilla, León, Aragón, Navarra y Portugal) mantendrían distintos núcleos de resistencia frente al Islam. Frente a esta tesis, utilizada de forma partidista por los políticos actuales para fundar el origen de sus autonomías (como el denominado “Reyno de Navarra”), hay que defender que la unidad visigótica se mantiene, pero bajo una forma nueva, la de un Imperio cristiano enfrentado al Islam que comienza con la victoria de Pelayo en Covadonga y se mantiene con el Oviedo de Alfonso II el Casto y Alfonso III el Magno, convertido en un centro de peregrinaje capaz de competir con Roma gracias al Camino de Santiago, y que une solidariamente, frente al Islam, a los “Cinco Reinos”. El Reino con capital en Oviedo pronto alcanza los límites del Río Duero y su capital se traslada a León y posteriormente al Valladolid castellano, con Alfonso VI, “Emperador Toledano”, y Alfonso VII, “Emperador de toda España”, incluyendo los reinos de taifas musulmanes que le pagaban tributo. Quienes se separaron de este proyecto imperial, como Portugal y la Corona de Aragón inicialmente, lo hicieron no para declarar su independencia, sino para confirmar su sumisión y servilismo ante el Papa.

En 1492 España sobrepasa el recinto peninsular, conquistando las Islas Canarias y llegando a América con Colón (John Elliott en La España Imperial dice que el viaje de Colón se llevó a cabo porque los Reyes Católicos querían sorprender a los turcos por la espalda, dando la vuelta al mundo), con lo que el proyecto imperial español, cuya identidad la marcaba el Trono y el Altar, se renueva y no entrará en decadencia durante el siglo XVII, a pesar de los tópicos orteguianos: durante el siglo XVIII verá reforzada su unidad tras la victoria de Felipe V frente al Archiduque Carlos en la Guerra de Sucesión. Sin embargo, con la caída del Antiguo Régimen y la independencia de América en el siglo XIX, la unidad de ese imperio se verá fragmentada y transformada en un conjunto de repúblicas independientes cuya identidad ya no será la del Trono y el Altar sino el uso del español, lo que hoy se conoce como Hispanidad. La unidad de España, sin embargo, se mantendría dentro de los cánones de la nación política contemporánea inspirada en la Constitución de 1812. En la actualidad, su identidad hispana se vería amenazada por los nacionalismos fraccionarios que intentan imponer de forma postiza sus lenguas autonomistas, ya sea catalán, gallego, vasco o valenciano, lo que en una perspectiva de varios centenares de años podría suponer un golpe definitivo a la unidad de España.

José Manuel Rodríguez Pardo.

Volver arriba
Ver perfil del usuario Enviar mensaje privado
Íñigo Ongay de Felipe



Registrado: 09 Oct 2003
Mensajes: 371
Ubicación: Bilbao

MensajePublicado: Mie Feb 22, 2006 11:06 am    Título del mensaje: Responder citando

Estimados Amigos:

Cuelgo aquí una nueva entrega de Jose Manuel en su sección "Ágora" en El Minuto Digital

Cita:
¿Desde cuándo existe España?


Es muy habitual escuchar la sentencia de Ortega y Gasset, tan famosa como errónea: «Castilla ha hecho a España y Castilla la ha deshecho», suponiendo que el resto son partes postizas y periféricas de una España que decaería junto a Castilla durante el siglo XVII y que daría paso a su descuartizamiento definitivo. Pero para existir España ha tenido que sufrir un proceso de unificación previo a su presunta castellanización: ¿de dónde viene Castilla? La Hispania que era provincia del Imperio Romano, aun sin ser formalmente España, ya determina una unidad que con la caída del Imperio Romano se convertirá en un Estado visigodo cuya identidad es cristiana, la de la Iglesia católica. Gustavo Bueno ha señalado este origen y su desarrollo en varias de sus obras, como España frente a Europa o España no es un mito.

Con la invasión musulmana del año 711 la identidad católica sigue existiendo, pero la unidad quedó fragmentada en varias partes. En esta coyuntura es habitual citar la teoría de los cinco reinos que Ramón Menéndez Pidal y en cierta medida Claudio Sánchez Albornoz han defendido, donde cinco unidades independientes (Castilla, León, Aragón, Navarra y Portugal) mantendrían distintos núcleos de resistencia frente al Islam. Frente a esta tesis, utilizada de forma partidista por los políticos actuales para fundar el origen de sus autonomías (como el denominado “Reyno de Navarra”), hay que defender que la unidad visigótica se mantiene, pero bajo una forma nueva, la de un Imperio cristiano enfrentado al Islam que comienza con la victoria de Pelayo en Covadonga y se mantiene con el Oviedo de Alfonso II el Casto y Alfonso III el Magno, convertido en un centro de peregrinaje capaz de competir con Roma gracias al Camino de Santiago, y que une solidariamente, frente al Islam, a los “Cinco Reinos”. El Reino con capital en Oviedo pronto alcanza los límites del Río Duero y su capital se traslada a León y posteriormente al Valladolid castellano, con Alfonso VI, “Emperador Toledano”, y Alfonso VII, “Emperador de toda España”, incluyendo los reinos de taifas musulmanes que le pagaban tributo. Quienes se separaron de este proyecto imperial, como Portugal y la Corona de Aragón inicialmente, lo hicieron no para declarar su independencia, sino para confirmar su sumisión y servilismo ante el Papa.

En 1492 España sobrepasa el recinto peninsular, conquistando las Islas Canarias y llegando a América con Colón (John Elliott en La España Imperial dice que el viaje de Colón se llevó a cabo porque los Reyes Católicos querían sorprender a los turcos por la espalda, dando la vuelta al mundo), con lo que el proyecto imperial español, cuya identidad la marcaba el Trono y el Altar, se renueva y no entrará en decadencia durante el siglo XVII, a pesar de los tópicos orteguianos: durante el siglo XVIII verá reforzada su unidad tras la victoria de Felipe V frente al Archiduque Carlos en la Guerra de Sucesión. Sin embargo, con la caída del Antiguo Régimen y la independencia de América en el siglo XIX, la unidad de ese imperio se verá fragmentada y transformada en un conjunto de repúblicas independientes cuya identidad ya no será la del Trono y el Altar sino el uso del español, lo que hoy se conoce como Hispanidad. La unidad de España, sin embargo, se mantendría dentro de los cánones de la nación política contemporánea inspirada en la Constitución de 1812. En la actualidad, su identidad hispana se vería amenazada por los nacionalismos fraccionarios que intentan imponer de forma postiza sus lenguas autonomistas, ya sea catalán, gallego, vasco o valenciano, lo que en una perspectiva de varios centenares de años podría suponer un golpe definitivo a la unidad de España.

José Manuel Rodríguez Pardo.

Volver arriba
Ver perfil del usuario Enviar mensaje privado
Antonio Romero Ysern



Registrado: 12 Oct 2003
Mensajes: 386
Ubicación: Aracena (España)

MensajePublicado: Mie Feb 22, 2006 3:17 pm    Título del mensaje: Responder citando

Estimados amigos:

Magnífico resumen el de José Manuel. Creo que puede ser de gran utilidad para la enseñanza, concretamente en la asignatura "Ética" de cuarto de ESO, a la que no nos importa entender ya, adelantándonos a los tiempos que vienen, como una "Educación para la ciudadanía" ...española, claro.

Un saludo.
Volver arriba
Ver perfil del usuario Enviar mensaje privado
Mostrar mensajes anteriores:   
Este foro está bloqueado: no se puede publicar, responder, ni editar mensajes en este tema.   El tema está bloqueado: no pueden editarse ni agregar mensajes.    Índice del Foro los foros de nódulo -> España Todas las horas están en GMT + 1 Hora
Ir a página Anterior  1, 2, 3, 4, 5, 6, 7, 8, 9  Siguiente
Página 3 de 9

 
Saltar a:  
No puede crear mensajes
No puede responder temas
No puede editar sus mensajes
No puede borrar sus mensajes
No puede votar en encuestas




Canal rss servido por el trujamán de la comunicación electrónica y digital © 2003 - 2007 Trujamán